Reunión del Consejo General de MUFACE

    El pasado 23 de enero CCOO participó en la reunión del Consejo General de MUFACE, a la que asistieron la secretaria de Estado de Función Pública, Elena Collado, y el nuevo director de MUFACE, Antonio Sánchez Díaz.

    25/01/2017.
    Muface

    Muface

    En su intervención, Collado manifestó que MUFACE era una prioridad para la Secretaría de Estado y que querían estabilizarla, ya que creían en el modelo de MUFACE, y que entendía que los malos tiempos habían pasado y que MUFACE tendrá futuro.

    El nuevo director general coincidió con las declaraciones de la secretaria de Estado y pidió sugerencias y propuestas para la nueva etapa. Como consecuencia de la prórroga de los Presupuestos Generales del Estado de 2016 para 2017, también se han prorrogado los de MUFACE. Manifestó que no debería suponer problemas adicionales, ya que los conciertos sanitarios actuales están vigentes durante este año.

    Asimismo hizo un balance del año 2106. A CCOO le llamó la atención el incremento en gastos de la prestación por Incapacidad Temporal (IT) en un 10% —cabe recordar los recortes que se han sufrido en este concepto desde 2012—. También manifestó que se habían atendido todos los tratamientos prescritos por hepatitis C.

    El director general dio algunas de las orientaciones para 2017:

    • Negociar el concierto sanitario para 2018.

    • Negociar el concierto sanitario para el personal en el exterior.

    • Alcanzar acuerdos con las comunidades autónomas para la asistencia en el entorno rural.

    • Seguir con la puesta en marcha de la tarjeta sanitaria, ya implantada en Extremadura.

    • Afinar el sistema informático para mejorar la gestión y utilizar las plataformas de las que dispone la Administración General del Estado.

    • Simplificar los procedimientos administrativos.

    • Mejorar la gestión interna de MUFACE.

    También manifestó que se había llegado a un acuerdo con las autoridades sanitarias de Aragón para solucionar provisionalmente, al menos durante este año, el problema surgido al intentar cobrar la sanidad pública a los mutualistas por la atención sanitaria en las zonas rurales de esa comunidad. Alabó la voluntad de acuerdo mostrada con las autoridades sanitarias de esa comunidad. Ya no se cobrará a los mutualistas que requieran dicha asistencia y será la propia Consejería de Sanidad la que facture los gastos a las entidades médicas de los mutualistas.

    Desde CCOO se planteó lo siguiente:

    • Que la mutualidad no tendrá futuro si no hay nuevas ofertas públicas de empleo; que se está produciendo un envejecimiento de las y los mutualistas y beneficiarios que harán inviable el modelo MUFACE. El futuro del modelo de MUFACE pasa por el rejuvenecimiento de las plantillas. Si no, será insostenible.

    • Que el primer objetivo tiene que ser la recuperación de los derechos y prestaciones perdidos en estos últimos años.

    • Que esperamos que MUFACE siga siendo una institución abierta a la gestión de los sindicatos.

    • Que nos alegrábamos de la solución al problema surgido en Aragón y que deberíamos empezar a trabajar ya para que no se vuelva a repetir.

    • Preguntamos sobre la digitalización de los registros que había comentado y aclaró que en ningún caso será obligatoria, de modo que los más reacios a la digitalización puedan seguir haciendo los trámites como hasta ahora.

    • También preguntamos sobre la evolución de los gastos por los medicamentos para curar la hepatitis C y nos contestó que ya se han estabilizado en el segundo semestre de 2016.

    Desde las organizaciones sindicales se propuso que se redujera la aportación farmacéutica para aquellos mutualistas que tuvieran 35 años cotizados y haberes reguladores bajos. La secretaria de Estado dijo que lo estudiarían.

    CCOO recordó a los asistentes que en 2007 hubo un acuerdo unánime en el mismo Consejo General para reducir la aportación por medicamentos para los mutualistas jubilados del 30% actual al 15% y que luego no se llevó a cabo.

    También se plantearon los problemas en la asistencia sanitaria de DKV en Puertollano (Ciudad Real) y de ASISA en Cádiz en relación con los tratamientos oncológicos. Desde MUFACE se manifestó que habían tomado medidas y que ya estaba en vía de solución.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.