Desastrosa gestión del proceso para personas con discapacidad intelectual

    La convocatoria de plazas de Ayudante de Gestión y Servicios Comunes para personas con discapacidad intelectual (Convenio Único, Oferta de Empleo Público 2016-2017) puede vulnerar los derechos de las personas participantes, desde CCOO entendemos que perjudicará sensiblemente a las personas interesadas en la misma y generará no pocas incidencias y reclamaciones.

     

    03/07/2018.
    Oferta de empleo

    Oferta de empleo

    La convocatoria de plazas de Ayudante de gestión y servicios comunes para personas con discapacidad intelectual, proceso que en los últimos años ha recibido múltiples parabienes por parte tanto de la ciudadanía afectada y las personas a ellos y ellas allegadas, como desde las asociaciones que representan a estos colectivos, se está convirtiendo en esta edición en un auténtico desastre.

    Ya no se trata solo de que hayan cambiado el órgano gestor, algo que nos pareció en su momento inadecuado porque, si algo ha demostrado que funciona con excelencia, ¿por qué cambiarlo? En realidad, se pretende modificar todo el proceso:

    • Desde el modelo de cuestionario, uno autocopiativo que entendemos totalmente inadecuado obviando además que estas personas aprenden básicamente con métodos repetitivos y que hasta ahora había un modelo de examen colgado en la página web sobre el que llevan años preparando la oposición. El cambio ahora, a menos de dos meses vista y en pleno verano, provocará un desconcierto generalizado, generará una confusión enorme e impedirá que las personas con mayor grado de dificultad puedan estar preparadas para afrontar el nuevo cuestionario en la fecha del examen.
    • Hasta la metodología de corrección de exámenes, que se realizará a través de lectores ópticos sin tener en cuenta que muchas de las personas que se presentan a estas pruebas tienen serias dificultades en cuanto a motricidad fina y que la lectura óptica se centrará en el espacio marcado al efecto, por lo que una respuesta correcta que se encuentre desplazada o marcada con una imagen diferente de la solicitada se considerará necesariamente como incorrecta, impidiendo además que llegue como incidencia al tribunal, que no podrá debatir sobre su consideración.
    • Pasando por la modificación de la consideración de incidencia, ya que será la empresa a la que se ha encargado la gestión quien determinará cuando el cuestionario se considera como tal.
    • Y el cambio de una fórmula de gestión totalmente directa y absolutamente eficiente a la de externalización del grueso del trabajo a desarrollar, encomendándolo directamente a una empresa –JRI-, entendemos que a través de un contrato menor que la presidencia insiste en que no es de nuestra competencia, algo sorprendente si consideramos que la empresa ya estaba seleccionada antes de que el tribunal pudiera decidir sobre la conveniencia de llevarlo o no a cabo por este método.

    CCOO entendemos perjudicará sensiblemente a las personas interesadas en el mismo y generará no pocas incidencias y reclamaciones.

    En los procesos similares de años anteriores todas las decisiones se adoptaban de mutuo acuerdo y siempre en el mejor interés de quienes participaban, removiendo todo aquello que pudiera resultar un obstáculo y garantizando que todas las personas participantes, incluso aquellas con mayor grado de discapacidad, lo hicieran en igualdad de condiciones en el proceso, pero entendemos que hoy ese espíritu se ha perdido. Por ello, nos hemos dirigido al recién nombrado Director General de Función Pública a fin de que pueda intervenir para evitar el desastre.

     

     

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.